Blogia
litteraemundi

CONSTRUYENDO CIUDADANÍA EN LA DIVERSIDAD

A última hora ya, a punto de apagar mi ordenador, me he dado una vueltecita por algunos periódicos y me he encontrado con una noticia en uno de ellos: Bilbao ha participado en la I Conferencia Internacional de Ciudades Abiertas (Open Cities), junto a otras como Dublín, Cardiff, Madrid o Düsseldorf. Este foro centra sus intereses en la inmigración, y parece que lo hace con puntos de vista más positivos de los que últimamente se estilan. Espero que no sean nuevas fotos bonitas acompañadas de titulares como el elegido para este post, pronunciada por Nekane ALonso, concejala delegada del área de Mujer y Cooperación al Desarrollo del Ayuntamiento de Bilbao. La ponencia bilbaína se ha centrado en la ciudadanía, con un título a menudo ambiguo en Euskadi: Construyendo ciudadanía en la diversidad. Tras una campaña para las elecciones municipales en la que por primera vez se escuchó con fuerza y desde diversas organizaciones, y algún partido político, la reivindicación del voto de las personas inmigrantes, y en plena campaña a las elecciones generales, en las que los cambios del censo de población no han tenido efecto en el censo electoral, pero sí en el cómputo de representantes parlamentarios, como el en el caso de Bizkaia, este tipo de titulares son muy propicios, pero a menudo pasajeros.

El debate de la diversidad y la ciudadanía en Euskadi se ha venido vinculando al hecho diferencial vasco y a la última propuesta del llamado Plan Ibarretxe, en el que se hablaba de una complicada cuestión sobre nacionalidad y ciudadanía. Estas son dos condiciones jurídicas que suelen ir parejas. Los derechos de ciudadanía los disfrutan quienes poseen la nacionalidad (aunque se exigen por igual a todos, nacionales o no, los deberes de ciudadanía). Un titular como el de la ponencia bilbaína en la conferencia de Ciudades Abiertas puede ser una nueva puerta a hablar de la diversidad amplia que existe entre nosotros, y que no es precisamente una cuestión de sentimientos nacionales o definiciones políticas de territorios o individuos. Va más allá y tiene mucho más que ver con la interculturalidad. Mientras todos estos conceptos quieran verse de forma monolítica, nacionalidad-ciudadanía-cultura, seguirá habiendo personas en situación precaria, inestable e indefinida, sin derechos fundamentales reconocidos, en una segunda fila; y lo que es peor, se seguirán escuchando propuestas como las del PP en esta campaña electoral sobre lo de conocer y respetar las costumbres españolas.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres